web analytics

Así ocurrió hoy el “Milagro de la Nieve” en la Basílica de Santa María la Mayor

VATICANO, 05 Ago. 23 (ACI Prensa).-
Como cada año en Roma, en la Basílica de Santa María la Mayor se conmemoró el “Milagro de la Nieve” del 5 de agosto de 358 durante la misa de la mañana a las 10 a.m (hora local) y con una oración especial por la Jornada Mundial de la Juventud que se está celebrando en Lisboa.

La Virgen se apareció en sueños en la noche del 4 al 5 de agosto al Papa Liberio y, al mismo tiempo, al patricio romano Juan, pidiéndoles que construyeran una basílica en su honor en el lugar que ella indicaría mediante un acontecimiento milagroso.

El Papa Liberio, que acudió a la colina del Esquilino a la mañana siguiente, comprobó que una porción de terreno se había cubierto milagrosamente de nieve. Gracias a esta señal celestial, el 35º Sucesor de Pedro trazó el perímetro de la iglesia que se construyó en honor de la Madre del Redentor, primer Santuario cristiano dedicado a la Virgen María en Occidente. Luego, el Papa Sixto III construyó en el año 431 la Basílica de Santa María La Mayor, tal como se encuentra en la actualidad.

Y como es tradición, durante la misa de la mañana, en el momento del Gloria se abrió una trampilla en el artesonado desde la que llovieron pétalos blancos durante varios minutos delante del altar. Esta es la razón por la que Santa Maria Maggiore se llama también Basílica Liberiana o ad Nives.

En este contexto, el Arcipreste de Santa María la Mayor, el Cardenal Stanislsw Rylko, presidió una Misa Solemne este 5 de agosto por la mañana para recordar la dedicación de esta Basílica mayor de la capital italiana, informó la Oficina de Prensa de la Santa Sede.

De hecho, la Basílica Santa María la Mayor es la iglesia dedicada a la Virgen María más grande de Roma. Fue construida después del Concilio de Éfeso (431), Concilio en el que se proclamó solemnemente que Nuestra Señora es Madre de Dios.

“Recordando el milagro de la nieve que marcó el lugar de la construcción de esta Basílica”, afirmó el comisario extraordinario, Mons. Rolandas Makrickas, “renovamos nuestro compromiso de fe y esperanza en la protección e intercesión de la Virgen María, y a ella nos encomendamos, en particular, nuestros jóvenes reunidos estos días en Lisboa con el Papa Francisco, con ocasión de la Jornada Mundial de la Juventud”.

“La celebración de la fiesta de Nuestra Señora de las Nieves”, sostuvo Monseñor Ivan Ricupero, maestro de ceremonias de la Basílica, “es una ocasión especial para reforzar la conexión entre lo divino y lo humano, y para rezar para que la Virgen, en esta Basílica invocada como Salus Populi Romani, guíe y proteja al pueblo de Dios en el camino de la vida”.

La conexión entre Santa María la Mayor y los viajes papales es muy estrecha: desde hace años, antes y después de cada viaje internacional, desde el primer día de su pontificado, el 14 de marzo de 2013, el Papa Francisco acude a la Basílica liberiana para rezar ante la imagen de Nuestra Señora Salus Populi Romani, conservada en la capilla izquierda.

Durante la celebración, así como por la tarde, tendrá lugar una recreación del “Milagro de la Nieve”, con una lluvia de miles de pétalos blancos.

A las 17.00 horas, los fieles y peregrinos podrán participar en el canto de las Vísperas, presidido por monseñor Piero Marini, custodio de la Santa Cuna, reliquia conservada en la Basílica.

A las 18.00 horas, el Cardenal Luis Francisco Ladaria Ferrer celebrará la Santa Misa. El servicio litúrgico estará a cargo de los Frailes Franciscanos de la Inmaculada, mientras que la animación litúrgica correrá a cargo de la Venerable Capilla Musical Liberiana.

Leave a Comment